top of page
Buscar

LA VUELTA AL MUNDO EN 8 SILLAS



Si estás sentado mientras lees este artículo, probablemente te encuentras en un país occidental. Si en cambio, estás cruzando las piernas o en cuclillas, probablemente te encuentras en el lado este del mundo. Las actitudes, el comportamiento y las percepciones humanas están moldeados por su cultura y su entorno. Este hecho hace que estén profundamente arraigados en todos los aspectos de la vida humana, incluidos los objetos y la forma en que se utilizan.

Probablemente una silla sea uno de los objetos con más relaciones con la humanidad, no solo ergonómicamente, sino también socialmente, siendo utilizada para actividades esenciales, como descansar, comer. o reuniones comunales.

Cross Cultural Chairs, viajó por ocho de los países con más población para comprender las diferencias sociales y culturales a través de la idea de la silla. Matteo Guarnaccia, diseñador siciliano y creador del proyecto, pasó un mes en cada país colaborando con creadores locales para crear una silla que materializase la cultura del país.

Entonces, ¿por qué más de la mitad del planeta está sentado en el suelo?

 

The anatomy of our bodies requires sitting; but do we design seats in the same way? Has our meaning of sitting been colonised by Modern design? And how is the diverse, social-cultural act of sitting itself reflected in this functional commodity?

In observing and analysing social and cultural differences through chairs from eight cultures in the most populated countries, Sicilian designer Matteo Guarnaccia went on a field research to portray each country, in collaboration with selected local design studios, to situate each cultural context into the form of a chair. This project diversifies the supposedly mundane parts of chair-culture and chair design, to open the conversation of identity, community and a reality divided into a global and local conglomerate expression through chairs.